Camille Paglia fue la primera mujer es declararse lesbiana en la Universidad de Yale y, desde su pensamiento feminista y ateo, mantiene un discurso absolutamente contrario al “oficial” impulsado por los grupos de presión LGTB en todo el mundo.

Paglia mantiene una serie de afirmaciones que rompen con el estereotipo y los dogmas de la ideología de género.
Rossi explica que Paglia es feminista, “pero desprecia el feminismo contemporáneo” porque a su parecer “culpan a los hombres por todo”.

Pero Camille Paglia tiene otras opiniones disruptivas que sorprenden viniendo de una persona atea feminista y lesbiana:
“Los códigos morales son la civilización. Sin ellos estaríamos abrumados por la barbarie caótica del sexo, de la tiranía de la naturaleza”, asegura Paglia
A su parecer, la homosexualidad y las tendencias transgénero son “una forma de disfunción” porque en la naturaleza “sólo hay dos sexos biológicamente determinados”. Por otro lado, añade que los casos reales de androginia “son muy raros” y que el resto de definiciones de género “son resultado de la propaganda”.
“La homosexualidad no es normal; por el contrario es un desafío a la regla”, explica.

Paglia está en línea con el Colegio Americano de Pediatría, que condena los tratamientos y mutilaciones que se realizan en niños que en un momento dado expresan un sentimiento diverso a su sexo biológico.
A su juicio, no hay excusa para los padres que, con la ayuda de médicos complacientes, cambian el sexo de sus hijos que expresan sentimientos trasgénero: “Es una forma de maltrato infantil”, subraya.

Deja tu Comentario

comments