Los drones desarrollados por Israel con forma de mariposas son capaces de capturar imágenes a color y transmitirlas en tiempo real.

La industria militar esta por dejar atrás a la ciencia ficción. Esta vez ingenieros de Israel Aerospace Industries (IAI) han creado una pequeña figura que revoloteaba en el aire delante de ellos. Las diferentes versiones de vehículos aéreos no tripulados están actualmente en uso por las Fuerzas de Defensa de Israel y los ejércitos de otros países en todo el mundo, y esta pequeña criatura está lista para desplegar sus alas y unirse a ellos en vuelo. Con un peso de no más de 20 gramos esta mariposa hecha por el hombre se roba la atención de todos quienes la contemplan.

Se trata de un vehículo volador no tripulado del tamaño de una mariposa, con capacidades tácticas no conocidas hasta ahora. Esta mariposa hace algo más que volar en el aire, puede tomar imágenes en color y transmitirlas al control de tierra en tiempo real. Para explicar cómo funciona, Dubi Binyamini, jefe de mini-robótica de las IAI se pone un casco con un visor que se ve como algo sacado de una película de ciencia ficción y dice: “Cuando usted se pone esto, usted esta virtualmente dentro de la cabina de control de la “mariposa”. Usted ve lo que ve a la mariposa. Se puede volar a cualquier altitud y distancia y ver todo en tiempo real. ”

En su laboratorio, su equipo se dedica a miniaturizar todo lo que puede tomar fotos, grabar vídeo y conducir electricidad, y los convierten en armas capaces de ganar la próxima guerra.

En los últimos años, el ejército israelí ha comenzado a utilizar lo que denomina “vehículos aéreos tácticos no tripulados “, también conocido como “Jinetes del cielo”. Una unidad de artillería en el ejército ya utiliza pequeños UAVs, los cuales pueden ser lanzados en el campo de batalla para obtener imágenes de inteligencia en tiempo real detrás de las líneas enemigas. El término “pequeño” es, por supuesto, relativo, los UAV abarcan más de 1,5 metros, y sin duda superarán en mucho el tamaño de la mariposa.

Deja tu Comentario

comments