Santa Fe. – Una concesionaria de la ciudad de Ceres cumplió la semana pasada 10 años y para celebrar realizó una una cena para amigos y clientes y anunció un “gran sorteo de un auto 0 km”.
El ceresino Víctor Monge, asistió a la cena y al momento del sorteo del premio mayor, salió su número; pero cuando fue a retirar el premio, se encontró con que era un “autito de juguete”.
“Nos invitaron a la cena porque compramos un auto, fue el viernes pasado. Toda la noche el locutor dijo que uno de los presentes se iba a ir de la fiesta con un 0 km. Todos los que estábamos allí, creímos lo que escuchamos, en ningún momento se dio a entender que era mentira”, aseguró Monge para Radio Verde Ceres.
“Todos los que estábamos, me felicitaron, recibí abrazos, me filmaron y demás. En la noche no paso nada raro, pero el lunes me entero por gente que me avisa que era un auto de juguete, fui al local y el dueño me tomo el pelo, me dijo que lo que me pertenecía era el auto de colección. Lo agredí porque jugó con la ilusión de mi familia y él me saco un arma”, contó el ceresino.
Víctor Monge, asesorado por abogados, recurrió a la justicia, denunció la situación e inició una causa por defraudación.

Deja tu Comentario

comments