Un cocinero falleció durante la realización de un programa de cocina en China. El hombre manipuló la cabeza de la serpiente 20 minutos después de matarla, lo que provocó que esta tuviera un acto reflejo y le mordiera.

Uno de los chefs más famosos en China falleció después de recibir un mordisco por parte de una cobra a la que había decapitado hacía 20 minutos. El hombre pensaba que era seguro poder manipular ese alimento cuando la cabeza recobró la vida y le mordió, lo que provocó la muerte del hombre.

Peng Fan, que así se llamaba el cocinero, se encontraba grabando un programa para la televisión indochina que contenía carne de cobra. El reptil, fallecido, realizó un acto reflejo después de que el cocinero activara uno de sus nervios, lo que produjo que la boca se cerrara atrapando al hombre.

Peng murió en el acto después del pinchazo de la cobra, que le escupió una neurotoxina al cuerpo. Después de ello, el hombre murió por afixia ya que este veneno paralizó su sistema respiratorio.

Según un experto en serpientes, el acto reflejo de la serpiente es normal hasta la hora después de haber fallecido, por lo que el cocinero se arriesgó demasiado al manipular la cabeza tan solo 20 minutos después.

Deja tu Comentario

comments