Nueva York. Un avión de pasajeros en Estados Unidos fue forzado a hacer un aterrizaje de emergencia, debido a que un perro estaba con diarrea.

El desafortunado animal, llamado Truffles, hizo sus necesidades varias veces en el pasillo y la tripulación se quedó sin papel higiénico cuando trataba de limpiar.

Los pasajeros del vuelo de US Airways se quejaron de que el olor los estaba haciendo sentirse mal, lo cual obligó al piloto a hacer una escala no programada.

El dueño del perro se disculpó con los pasajeros y ofreció comprar café a todos.

De esa manera, el animal pudo ser atendido a tiempo. Al parecer, habría comido alimentos que le hiceron daño a su sistema intestinal. Felizmente, los médicos pudieron controlar su mal estomacal.

Deja tu Comentario

comments